viernes, 6 de agosto de 2010

Escenas pastoriles

Primero en París y ahora en San Franscisco me he encontrado con dos escenas pastoriles bastante curiosas que puedan darnos ideas sobre qué hacer con esos adornos que rondan por los pisos de estudiante de alquiler o por la casa de nuestros abuelos, que miramos con horror pero que no nos atrevemos a tirar directamente a la basura porque nuestra casera o abuela insiste en que en su época eran lo MÁS y nosotros no entendemos nada de la vida.


Photobucket

Cuadro o alfombra pastoril (muy común encontrarlas colgadas de las paredes en casa de nuestros abuelos del pueblo): en el MOMA de San Francisco nos proponen plantarles encima los apuntes de mecánica o bocetos de carabelas sin muchos miramientos e incluso encargando la tarea a nuestro sobrino de 7 años.


Photobucket

Porcelana pastoril (presente en TODOS los hogares castizos de alquiler junto con los primeros platos de duralex con unas margaritas dibujadas y los antiguos vasos de nocilla reciclados a chatos de vino): en el espectacular restaurante BON de París nos proponen modernizarla con graffitis de bandas de heavy metal, la combinación no puede ser más cañera.

Photobucket

Y hablando de porcelana y de escenas pastoriles de las que "te espelucan el pelo oiga" el artista Jeff Koons tiene expuesto en el MOMA de San Francisco semejante pieza de Michael Jackson y su chimpancé Bubbles en blanco satinado y oro. Casi nada. El Consorte, que ha sido fiel fan de Michael toda la vida y ha sufrido en silencio la cruz que esto suponía hasta hace un año, no podía estar más orgulloso de posar en esta escena idílico pastoril que no necesita de intervención alguna para resultar moderna y aterradora a partes iguales.

Besos mil,

La Condesa en busca de una oveja